Director de Lilo & Stitch clama que ellos fueron feministas antes de Frozen

lilo-stitch-frozen

Este año se cumplió el 20 aniversario de Lilo & Stitch y los creativos detrás de ella han concedido diversas entrevistas a la prensa. De entre todas las charlas, el director Chris Sanders sacó del pecho un dolor y un pequeño rencor que le ha invadido durante la última década. Y es que cuando Frozen arribó a las carteleras, fueron muchas las voces que alabaron que el filme se centrara en la relación de dos hermanas, en lugar de alguna con un príncipe, cosa que definitivamente Lilo & Stitch hizo primero.

«Para ser claros, creo que Frozen es genial»,  dijo Sanders. «Pero fue un poco frustrante para mí porque la gente decía: ‘Finalmente, una relación no romántica con estas dos chicas’, y pensé: ‘¡Lo hicimos! Eso absolutamente se ha hecho antes’».

Lilo & Stitch contó la historia de un par de hermanas residentes de Hawai que tras la pérdida de sus padres, solo se tienen la una a la otra. Luego Lilo, la más pequeña de ellas, inesperadamente entabla una entrañable amistad con un extraterrestre que cae en la Tierra por error.

El filme animado no ha sido del todo olvidado. Razón de que ahora se le reconozca con cariño en su aniversario número 20. La película fue nominada al Óscar, aunque perdió frente a El viaje de Chihiro del estudio Ghibli. Sin embargo, su éxito se tradujo en tres secuelas lanzadas en formatos caseros, varias series de televisión e incluso un remake en live action que se trabaja mientras esto se escribe.

A pesar de ello, cuando en 2013 la película Frozen llegó a las salas de cine, la crítica reconoció sobre todo su punto de vista feminista. En aquella también se cuenta la historia de dos hermanas que quedaron huérfanas después de la muerte de sus padres en una tormenta. Una de ellas tiene la capacidad de generar y manipular el frío. Y entre ambas deberán salvar el reino que sus padres construyeron. La película también fue exitosa e incluso tuvo una secuela.

Tal parece que Chris Sanders y su equipo dieron pasos agigantados en la reconfiguración de historias. Sanders también fue co-guionista y co-director de Mulán. En aquella, de igual forma, la figura femenina es fuerte y no necesita necesariamente de un interés romántico. No obstante, el estudioso de Disney Shearon Roberts señala en su libro Recasting the Disney Princess in an Era of New Media and Social Movements, que el estudio lo ha intentado desde antes. Para ejemplo cita las presencias femeninas fuertes en películas como Aladdin y La bella y la bestia, además de Mulán

Pero para Roberts, sin duda Lilo & Stich fue la que dio el salto -antes de Frozen– «al eliminar el interés amoroso masculino». Además, al filme se le reconoció también por la representación adecuada en la cultura del lugar. La producción reclutó equipo hawaiano para trabajar en la película y a otros más como consultores. Sobre todo en lo que concierne al baile hula, a los arreglos corales y al diálogo.  

«Cuando salió la película, de eso hablaron muchos críticos», explicó Clark Spencer, quien produjo la película y ahora es presidente de Walt Disney Animation Studios. «Esos momentos que se basaron en la realidad de una manera en que la gente podía verse a sí misma, y ​​no se sentía como si fueran personajes de dibujos animados».

Lilo & Stitch cumple 20 años en su estado de clásico. Se puede ver a través de Disney Plus.

La entrada Director de Lilo & Stitch clama que ellos fueron feministas antes de Frozen se publicó primero en Cine PREMIERE.